El dress code o código sobre cómo debe ir vestido el asistente a un evento, es una indicación de protocolo que no debería dejar de practicarse y comunicarse.

¿Eres organizador de encuentros oficiales o privados? ¿Te interesa que nadie se sienta incómodo? Aquí hay algunas pautas sobre el manejo del dress code.

Llegar y ver

Nada hay más frustrante para un invitado a un evento que llegar y ver que se equivocó en la forma de vestirse. Tanto si fue muy formal como si fue con ropa en exceso casual. No se trata aquí de la marca de la ropa, sino del tipo.

Por eso, la indicación del dress code siempre es algo que el invitador agradece.

¿Pero dónde y cuándo se comunica esto?

Naturalmente, es algo que debe hacerse antes de la realización del evento.

Y por ello tiene que estar presente en las invitaciones –tanto impresas como

digitales-, en el sitio web si el evento lo tuviera, en los e-mails y mensajes de WhatsApp, en los llamados telefónicos o en la app o aplicación que se hubiera creado para tal ocasión.

Una ayuda

El dress code ayuda a los hombres y a las mujeres a no desentonar, y en algunos casos extremos, a evitar hacer el ridículo.

Si bien se supone que la forma de vestirse es un tema de sentido común, se interpreta como un gesto de suprema cortesía comunicarlo con la debida antelación.

Algunos de los términos usados para indicar el dress code son: dress up o vestimenta de etiqueta, formal dress o traje formal, party dress o traje de noche o de fiesta, casual dress o ropa casual, y dress down o ropa sencilla.

Además, habrá que tener en cuenta si el invitado maneja el idioma inglés o si es mejor expresar el dress code en su propia lengua.

Fuentes de las imágenes
http://blog.eventoempresabcn.es/de-que-hablar-en-un-evento-con-gente-que-no-conoces/
https://www.telemundo.com/lifestyle/2017/06/15/donde-pararte-en-un-evento-de-networking-para-conocer-mas-gente
https://www.certusasesores.com/celebracion-v-aniversario-certus/gente-evento-2/